Primeros Auxilios: descarga eléctrica

Esta es una breve guía para que aprendan a reconocer y tratar una emergencia como una descarga eléctrica. Es importante que recuerden, sin embargo, que como señala la frase “primeros” auxilios, se trata de una serie de procedimientos destinados a preservar la vida en situaciones de emergencia, antes de que pueda hacerse cargo un profesional de la salud.

PRIMEROS AUXILIOS: DESCARGA ELÉCTRICA

Es vital que siempre busquen atención médica. Por otra parte, esta guía no puede reemplazar un entrenamiento en Primeros Auxilios, un curso recomendable para todos los padres que quieran estar mejor preparados para asistir a sus hijos.

Síntomas

• La respiración y el corazón se pueden haber detenido.
• Quemaduras donde la corriente ingresó y salió del cuerpo.
• Puede estar todavía agarrando el cable.

Aplicación de Primeros Auxilios

1. Corten el contacto con la corriente.
2. Si no la pueden cortar, párense sobre un material seco y aislante como la guía telefónica. Utilicen un palo de madera para separar los miembros del chico de la fuente. No toquen la piel del chico.
3. Cúbranle los pies con una toalla seca y tiren.
4. Si su hijo no parece estar lastimado, háganlo descansar con los pies levantados para estimular la circulación encefálica y obsérvenlo. Busquen asistencia médica porque puede tener heridas ocultas. Si tiene quemaduras, enfríenlas con agua o suero fisiológico y coloquen una gasa encima. Continúen monitoreando su estado y está preparada para resucitarlo.
5. Si quedó inconsciente, revisen si respira. Si no respira, comiencen con RCP y llamen a emergencias.

comentarios